Es una meditación que el Dr. Mikao Usui hacía con sus alumnos y pacientes antes de cada sesión de Reiki.

Consiste en la meditación con las manos juntas en el centro del corazón. Una técnica de Meditación para calmar y concentrar la mente. La meditación Gassho está diseñada para recargarnos, de aquella energía nueva y limpia, que requerimos para fortalecer nuestra fuerza vital. Tiene la virtud de reestructurar nuestros pensamientos, ideas, recuerdos, preocupaciones así como potenciar nuestra capacidad perceptiva a niveles insospechados.

Fundamentalmente acrecienta nuestra capacidad intuitiva y creadora, facultad esencial del ser humano.

Puede hacerse a solas o en grupo. Las meditaciones Gassho, en grupo, son una espléndida experiencia dado que la Energía aumenta mucho más allá de la suma de Energías individuales de los participantes creándose un ambiente potenciado de Energía.

Como practicarla:

  1. Colócate en una posición cómoda.

Nos ponemos en posición GASSHO (Manos juntas a la altura del pecho).Relajamos codos, hombros, cuello y cerramos los ojos. Eliminamos tensiones y nos aseguramos que no hay preocupaciones. Siente tu cuerpo y relájate.

Dirige tu atención mental a tu respiración.

Inspira y Expira por la nariz. Siente con cada inspiración como el aire entra por la parte superior de tu cabeza.
Siente con cada exhalación como el aire sale por la base de tu columna Visualiza el aire entrando por tu cabeza y saliendo por la base de tu columna.

  • Siente que tu respiración AHORA es como el agua.

Empiezas a sentir, cada vez que INSPIRAS, que tu chakra coronilla se expande con cada exhalación, siente tu respiración como el agua, agua que recorre tus piernas y pies y se funden en la tierra.

  • Ahora lleva tu atención a tus dedos corazón.

Cuando INSPIRES presiona ligeramente tus dedos corazón.
Cuando EXHALES, relaja tus dedos corazón. INSPIRA APRETANDO LOS DEDOS. EXHALA RELAJANDO LOS DEDOS.

Déjate llevar por tus dedos corazón y la música a un mar de paz interior. Cada vez que relajas tus dedos, siente como desaparecen todos los pensamientos, todos tus bloqueos y toda la energía no deseada. Siente que te vacías.

Si te vienen los pensamientos no luches con ellos, simplemente obsérvalos y centra tu atención en tus dedos corazón.

INSPIRA PRESIONANDO.
EXHALA RELAJANDO.

  • Siente con cada inspiración que el aire que está entrando por tu cabeza es ENERGÍA en forma de LUZ.

Visualiza un color sí quieres. Esa luz ahora llega a tu chakra corazón. Siente que con cada inspiración la luz y la energía que entran por tu chakra coronilla llega hasta tu corazón.

Siente la luz vibrando en tu corazón. Siente como esta zona del pecho se hace más grande con cada inspiración.

Poco a poco la luz empieza a recorrer tus brazos hasta sentirla en los dedos de tus manos. Siente como tus manos cada vez están más y más relajadas a la vez visualizas como salen de tus dedos corazón todo la energía que quieres liberar.

Separa ambas manos muy lentamente y siente como una bola de energía vibra entre tus manos. Siente esta energía porque es real y juega con ella como si fuera una pelota de energía.

  • Ahora vas a poner ambas manos en tu pecho.

Siente la bola de energía ahora en tu corazón.

RESPIRA DESDE TU CORAZÓN ♥

Ahora inclina tu cabeza ligeramente y haces un reverencia gassho (Manos juntas a la altura del pecho).

  • Agradecemos la energía que hemos recibido.

Coloca tus manos en tus rodillas y mentalmente repite tres veces: Agradezco todo lo que tengo en mi vida.

Escanea tu cuerpo desde la coronilla has las plantas de tus pies y pregúntate ¿Cómo me sientes en este momento?

Poco a poco empieza a sentir los dedos de tus pies y los vas moviendo así como tus piernas, manos y de a poco empiezas a tomar conciencia de lugar donde estas, abres los ojos y sonríele a la persona que tienes al lado ♥.

Pin It on Pinterest